El iPhone de quién es…?

Ayer informaba del lanzamiento del nuevo producto estrella de Apple, el iPhone. Y hoy informo nuevamente algo de este producto que me llama bastante la atención. Grandes marcas desean llevar a tribunales conflictos de derechos de autor.

A continuación les transcribo esta información.

Un día después de la presentación del primer teléfono que fabrica Apple, la multinacional Cisco ha demandado a esta compañía por su uso de la marca “iPhone”. Pese a las acciones judiciales emprendidas, las dos empresas se encuentran en negociaciones para llegar a un acuerdo sobre el nombre. Steve Jobs, el máximo ejecutivo de Apple, se refirió al primer teléfono que fabrica la compañía como “iPhone” durante toda la presentación que realizó el martes pasado en el MacWorld, una feria en la que la firma de la manzana muestra anualmente sus últimos productos.

Sin embargo, la marca iPhone fue registrada por Infogear en 1996 y pasó a ser de Cisco cuando compró esa empresa en el 2000, según dijo Cisco en un comunicado. Desde principios del año pasado Linksys, una de sus subsidiarias, vende una línea de teléfonos con ese nombre, que usan la red de Internet para canalizar la voz, en lugar de las torres de telefonía móvil.

Cisco, el mayor fabricante de equipos de conexión en redes para aparatos electrónicos, informó de que ha demandado a la empresa que dirige Jobs para “evitar que Apple viole, copie y use de forma deliberada iPhone, una marca registrada de Cisco”. No obstante, Mark Chandler, vicepresidente y consejero jurídico de Cisco, dijo que antes del anuncio de Jobs ambas empresas habían abierto negociaciones sobre el uso de la marca, a petición de Apple. “No hay duda de que el nuevo teléfono de Apple es muy interesante, pero no deberían usar nuestra marca sin permiso”, dijo.

El aparato presentado por Jobs, uno de los productos electrónicos más esperados en los últimos meses, combina la capacidad de reproducción de música de los iPods con la telefonía, el acceso a correo electrónico y una cámara digital.

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *